Cuando el cuerpo “toma cuerpo” en un aula de educación infantil

Cristina Rodríguez Morante, Lucio Martinez Alvarez

Resumen


Las aulas de infantil componen un sistema social complejo en el que desde el primer día de escolaridad se van formando en paralelo la identidad propia de cada uno de sus miembros y las relaciones que entre ellos se establecen. Por otro lado, la naturaleza que define a los niños y niñas de 3 años es su cuerpo y el movimiento. Sin embargo, en no pocas ocasiones la escuela pasar por alto esta naturaleza y lo intelectual gana terreno a lo corporal. Ser consciente de ello permite articular espacios y tiempos en la jornada escolar para responder a esta necesidad.

En este artículo presentamos una forma de responder a esta necesidad, centrada en el masaje entre iguales. Partimos de la importancia del tacto como generador de bienestar físico y emocional, así como de la realidad de que en el aula de infantil es imposible que no se dé el contacto entre iguales y que éste se convierte en foco de conflicto en bastantes ocasiones. Así pues, el contacto con el otro lo convertimos en objeto de aprendizaje y de disfrute en el día a día del aula.


Palabras clave


educación infantil; presencias corporales; sensaciones; sentimientos; bienestar físico y emocional; jornada escolar

Texto completo:

PDF


DOI: https://doi.org/10.22370/ieya.2019.5.1.1371

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.